Quebrado y entre lágrimas, el capitán del seleccionado español Sergio Ramos destacó que el equipo puso el alma dentro del campo de juego.

Se terminó el Mundial de Rusia para España, la tercera selección campeona del mundo en despedirse tras la eliminación de Alemania y Argentina.

Conmovido, con el dolor a cuestas, Sergio Ramos se hizo responsable de ser el primer futbolista de La Roja en afrontar las cámaras y expresar sus sensaciones: «Es doloroso. No se puede hacer más. Hemos puesto alma dentro del campo. Estoy orgulloso como capitán».

Se terminó el Mundial de Rusia para España, la tercera selección campeona del mundo en despedirse tras la eliminación de Alemania y Argentina.

Conmovido, con el dolor a cuestas, Sergio Ramos se hizo responsable de ser el primer futbolista de La Roja en afrontar las cámaras y expresar sus sensaciones: «Es doloroso. No se puede hacer más. Hemos puesto alma dentro del campo. Estoy orgulloso como capitán».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here