Neymar Júnior volvió a hacer de las suyas en un encuentro. El astro brasileño se dejó caer dentro del área sin ningún contacto y pidió que continuase con el juego ante el miedo de que el árbitro le sacase amarilla al pedir el VAR.

En la previa del Brasil-Bélgica, Neymar fue el gran protagonista. El jugador del Paris Saint-Germain fue objeto de las críticas por sus continuas exageraciones.

Ya en el encuentro, la ‘Canarinha’ se vio contra las cuerdas en la primera parte (0-2) y decidió ir a por todas en la segunda parte para intentar apretar a su rival.

En una acción, Neymar trató de adentrarse en el área, pero no pudo. El ’10’, sin contacto alguno con un rival, cayó fulminado y los brasileños pidieron penalti.

El árbitro, pendiente a la jugada, fue directo a él y el propio Ney pidió que el juego siguiera ante la posibilidad de que el colegiado pidiera el VAR y le amonestara.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here